Aviva Nuestros Corazones - La señal y la espada (14-12-2017)





No serás víctima de la persecución porque crees en la religión. Por lo general, en nuestro mundo hoy, serás perseguido porque crees en el nombre de Jesucristo.
¡Espéralo! y regocíjate cuando ocurra.

Aviva Nuestros Corazones - La Piedra Angular (13-12-2017)





Pienso que les hacemos un daño a las personas cuando presentamos el evangelio solo enfocándonos en los beneficios y las bendiciones de conocer a Jesús como nuestro Salvador. Ahora bien, hay beneficios y bendiciones en abundancia y no debemos dejarlos fuera. Pero no les damos a las personas el panorama completo, si no les decimos lo que Jesús enseñó, y eso es, que habrá persecución. Habrá sufrimiento. Habrá luchas. Habrá conflictos. Habrá asuntos y problemas que tendremos que enfrentar.


Aviva Nuestros Corazones - Ahora que lo he tomado en mis brazos (12-12-2...





La salvación no es una filosofía. No es una religión. No es un sistema doctrinal. No es un sistema religioso. No es grupo de creencias. Sí existe un grupo de creencias sobre la salvación; sí existe un sistema doctrinal sobre la salvación. Pero la salvación es en última instancia una persona. Es Jesús. Él es nuestra salvación. El ver a Jesús, es ver la salvación de Dios. Jesús y la salvación son inseparables.

Aviva Nuestros Corazones - Restaurando un legado (11-12-2017)





 La mayoría de las personas viven aferradas a este mundo con todo y lo mal que está. Encuentran uno que otro encanto insignificante y simplemente se aferran a ellos. Piensan en la muerte, y opinan, «¡Eso es terrible!»

Aviva Nuestros Corazones - Movido por el Espíritu (08-12-2017)





«Este es aquél. Este es al que he estado anhelando y esperando por un largo tiempo». El espíritu abrió sus ojos. No sus ojos físicos; sus ojos físicos estaban ya abiertos. El hombre no estaba ciego. El espíritu abrió sus ojos espirituales para ver y percibir a Cristo.
Yo quiero decirte que si tú ya conoces a Cristo, es solamente porque el Espíritu de Dios ha abierto tus ojos espirituales para verlo y recibirlo.

Aviva Nuestros Corazones - Anhelo satisfecho (07-12-2017)





Estamos esperando y anhelando ser libres de pecado, ¿no lo estás tú? No estar plagadas por la tentación, la fragilidad y la debilidad humana. Esperamos y anhelamos ser libradas de este mundo caído y dañado; ser libradas de nuestra carne, del sufrimiento de este mundo que viene como consecuencia del pecado.
Dios nos librará de todo eso en Su tiempo, y mientras tanto nosotras esperamos y anhelamos.

Aviva Nuestros Corazones - Esperando ser consolados (06-12-2017)





Vivimos en un mundo caído, por ello estamos obligadas no solo a batallar con la caída de este mundo y sus efectos sobre nosotras, sino también a batallar con nuestra propia caída, nuestra debilidad, y nuestra propia necedad. Necesitamos consuelo, necesitamos ser confortadas.

Aviva Nuestros Corazones - Un legado de dedicación (05-12-2017)





«Señor, te entrego este hijo a Ti».  Y no es que ya no lo ames. No es que ya no lo cuides. Ciertamente sigues orando y amándolo, y en la medida en que Dios te va abriendo puertas, continúas hablando verdad a su corazón.  Pero no lo haces como si fueras la dueña o como una controladora o como una que puede arreglarlo.  Estás diciendo, «Señor, este hijo es Tuyo, Tú trata con él o ella».

Aviva Nuestros Corazones - Una dedicación muy especial (04-12-2017)





Si estás manteniéndote lejos del Señor, queriendo correr y controlar tu propia vida, ¿cuán hipócrita sería presentar tus hijos al Señor y decir, «yo quiero que Tú controles este niño, yo quiero que Tú gobiernes la vida de este niño»?
Y no solo cuando el niño es pequeño, sino también cuando va creciendo, si tu estás tratando de llevar el timón de tu vida, resistiendo la voluntad de Dios, ¿por qué has de molestarte cuando tus hijos digan, «yo quiero controlar mi vida»? Y tú les dices, «No, necesitas obedecer a Dios», mientras ellos están diciéndote, «Enséñame, ¿Cómo luce eso?»

Aviva Nuestros Corazones - Purificación (01-12-2017)





Si alguna vez has tenido un recién nacido, sabrás lo difícil que es salir de la casa y andar por la ciudad. Aunque fue difícil para María y José, ellos viajaron con el niño Jesús en obediencia a la ley y lo dedicaron en el templo. Nancy le da vida a esta escena en esta serie titulada, «La dedicación del Rey».
 

Misión ELTV (audio)

Verso para Hoy:

MISION EL TV